que_quieres_ser_de_mayor

Qué quieres ser de mayor

11 octubre, 2016 Eva Arrilucea Solachi

Compártelo:

Cuando tenía 8 años las monjas me enseñaron a hacer vainica. Mi abuela, convencida de que saber bordar era una habilidad esencial para cualquier mujer decente, me regaló un costurero de madera enorme (he tenido cajas de herramientas más pequeñas que aquel costurero) y me pasé años bordando manteles y paseándolos del colegio a casa.

A los 18, mi padre me regaló un 205 y me instruyó cuidadosamente en el arte de sacar las bujías, limpiarlas y lijarlas para que estuvieran siempre en buen estado. Tengo 40 años y no he vuelto a bordar un mantel en mi vida. El siguiente coche que compré fue un Volkswagen; diésel. Quince años después, todavía le estoy buscando las bujías. Si alguna vez hago una lista de las cosas inútiles que he aprendido en mi vida, seguramente estas dos ocuparán los primeros puestos.  Continuar leyendo

revolucion_industrial

En toda revolución la opción es adaptarse o desaparecer

Compártelo:

A lo largo de la historia, las grandes evoluciones de la humanidad se han debido a cambios trascendentes en la matriz comunicación-energía-transporte. Un invento como la máquina de vapor, que  supuso una revolución en la manera de crear energía, implicó a su vez el desarrollo de transportes como el ferrocarril y la aceleración de las comunicaciones entre ciudades alejadas.

Como explica Jeremy Rifkin en su libro “La sociedad de coste marginal cero”, los cambios en esta matriz comunicación-energía-transporte siempre producen un replanteamiento de los modelos de negocio en otros sectores. El flujo de ciudadanos o el cambio de sus hábitos repercute automáticamente en sectores como la construcción, la salud, en la gestión de las Administraciones Públicas e incluso en las fórmulas de gobernanza de los países. Continuar leyendo