Las materias primas del futuro, ¿cómo nos impactarán?

Las materias primas del futuro, ¿cómo nos impactarán?

Compártelo:

Las materias primas del futuro son tendencias tecnológicas que se presentan “a pie de calle” cada vez a mayor velocidad: una casa con paredes de ladrillo que crecen y se autorreparan, ventanas de vidrio flexibles y a prueba de golpes, vehículos eléctricos que funcionan de forma autónoma, accesorios de plástico que vuelven a unirse, supercondensadores diseñados para ser flexibles a partir de nanochips de medio centímetro y misma potencia que una batería tradicional…

Debido a los rápidos avances científicos y a los desarrollos en fabricación avanzada de materiales habituales más resistentes y adaptativos se prevé un cambio externo. La materialización de estos desafíos dependerá del abastecimiento de las materias primas necesarias para fabricar en el futuro. Continuar leyendo

commoditization

Demos un impulso a la industria de la construcción

Compártelo:

Desde el 2008 la industria de la construcción ha sufrido una caída de la demanda, que ha reducido notablemente el empleo, número de empresas y producción industrial. Además, la commoditization de muchos materiales y productos ha contribuido a reducir aún más la rentabilidad de muchos negocios.

El uso de la palabra commodity no queda recogido por Real Academia de la Lengua Española. La FUNDEU recomienda sustituirla por equivalentes españoles como mercancía(s), artículo(s) o bienes de consumo, productos básicos, materias primas, según los casos. No obstante, las alternativas de la FUNDEU no representan el alcance del proceso commoditization, por el cual los productos en general, no solo las materias primas, llegan a un nivel de madurez tal en el que el comprador no percibe ninguna diferenciación entre los diversos proveedores, y su decisión de adquisición se basa básicamente en el precio. Continuar leyendo

materias primas

Las materias primas tambalean la economía mundial

Compártelo:

Las materias primas son un valor crítico en las economías mundiales y afectan a toda la industria en general. El desplome de las materias primas se sitúa en sus niveles más bajos en trece años, y están haciendo que se tambaleen las bolsas europeas cuando parecían recuperarse.

En este último año, la economía china ha entrado en una desaceleración económica y al mismo tiempo, ha emprendido el cambio de su modelo productivo en los últimos meses. Todos los países del mundo han tomado medidas para que el efecto sea mínimo. China es líder en suministrar materias primas, a eso hay que sumarle que la falta de demanda de su transformación implica también una desaceleración en la extracción y otros aspectos. Australia, uno de los países fuertes en la extracción y producción de aluminio, se ha visto afectada cerrando numerosas empresas y perjudicando a  su economía. Continuar leyendo