Misión orientada al futuro

Misión orientada al futuro

Compártelo:

Robert no llegaba a los cuarenta. Era depresivo, autodestructivo y con tendencia a la melancolía. Tampoco parecía buena idea darle la espalda: a los 22 años había intentado asesinar a su director de tesis con una manzana envenenada. Unos años después volvió a las andadas tratando de estrangular a uno de sus mejores amigos.

Era budista. Las malas lenguas decían que también un poquito comunista. Hablaba en sánscrito. Sus colegas decían de él que no era capaz de gestionar ni un puesto de hamburguesas. Y con estos antecedentes, Robert consiguió lo que probablemente haya sido uno de los empleos más importantes del siglo XX: la dirección del Proyecto Manhattan. Continuar leyendo

Gestionar la economia

Gestionar la economía es como querer coger un tren usando los horarios del año pasado

10 noviembre, 2016 Eva Arrilucea Solachi

Compártelo:

En el centro de una sala sin ventanas situada en algún lugar secreto de un imponente edificio blanco de estilo neoclásico italiano, varias sillas giratorias forman un círculo. En ellas se encuentran sentados cuatro hombres. Stafford acaricia su larga barba mientras con la mano derecha pulsa un botón situado en un cuadro de mando que brilla en el reposabrazos.

Silenciosamente bajan del techo cuatro pantallas con información emitida en tiempo real por empresas de todo el país, tendencias económicas y sugerencias de actuación. Salvador ajusta sus gafas y clava una mirada grave y serena en la pantalla más cercana. Stafford sonríe y siguiendo la mirada de Salvador murmura: comunicación es control.

Si os digo que estos hombres están tomando decisiones políticas basándose en enormes cantidades de información llegada de todos los rincones del país en tiempo real, y os pido que adivinéis el año, seguramente muchos de vosotros lo situaríais en 2020 o más. Al fin y al cabo, esta escena es Política 4.0 en estado puro. Continuar leyendo

que_quieres_ser_de_mayor

Qué quieres ser de mayor

11 octubre, 2016 Eva Arrilucea Solachi

Compártelo:

Cuando tenía 8 años las monjas me enseñaron a hacer vainica. Mi abuela, convencida de que saber bordar era una habilidad esencial para cualquier mujer decente, me regaló un costurero de madera enorme (he tenido cajas de herramientas más pequeñas que aquel costurero) y me pasé años bordando manteles y paseándolos del colegio a casa.

A los 18, mi padre me regaló un 205 y me instruyó cuidadosamente en el arte de sacar las bujías, limpiarlas y lijarlas para que estuvieran siempre en buen estado. Tengo 40 años y no he vuelto a bordar un mantel en mi vida. El siguiente coche que compré fue un Volkswagen; diésel. Quince años después, todavía le estoy buscando las bujías. Si alguna vez hago una lista de las cosas inútiles que he aprendido en mi vida, seguramente estas dos ocuparán los primeros puestos.  Continuar leyendo

investigacion y desarrollo

¡Salvemos la I+D!

3 diciembre, 2015 Eva Arrilucea Solachi

Compártelo:

¿Qué pasaría en este país si se recortara un 2% el presupuesto de un equipo de fútbol de primera división? ¿Y si además, ese recorte hubiera venido precedido de otro recorte el año anterior del 4%?

Hace unas semanas estuve en Colombia, en una reunión donde me sentaron al lado de un cheque gigante donde se leía: “Me comprometo a llegar al 1% del PIB en ACTI con al menos el 50% de inversión privada”. Continuar leyendo

rocehacelcarino

El roce hace el cariño

1 septiembre, 2015 Eva Arrilucea Solachi

Compártelo:

“Con todo lo que conocen de las empresas y todos los proyectos que hacen con nosotros, que nos marquen el camino de por dónde avanzar”. “Que nos demuestren que no estamos solos y que no es un tema de pasta”. “Que sean referentes en I+D no sólo en Euskadi, sino también fuera de aquí”. “Que si te metes con ellos en este lío de investigar, sea para llegar a algún lado”. “Que demuestren que tienen conocimiento y que nos lo trasladen, ¿no son ellos los expertos?”.

Estas son algunas frases que reflejan lo que las empresas vascas esperan de nosotros, los agentes de la oferta científica y tecnológica. ¿No sois vosotros los expertos? – nos dicen – pues ya estáis arreando. Os queremos pendientes de nuestras necesidades, que nos convenzáis, que nos llevéis de la mano, que seáis los mejores en lo nuestro. Bueno y bonito. Y mejor si es además es barato. La ecuación es complicada. Sobre todo cuando eres un agente privado sin ánimo de lucro pero también, como dice un amigo mío, sin ánimo de quiebra. No es fácil contratar a los mejores, asegurarse de que siguen siendo los mejores en un entorno cambiante, estar cerca de las empresas y además ser capaz de encontrar caladeros que financien todo esto, de manera que a ellas y a nosotros no nos cueste un ojo de la cara innovar.

Continuar leyendo

PantheraLeoAtrox

¿Sabéis en qué se parecen una Panthera Leo Atrox y un Megatherium?

Compártelo:

Los dos están especialmente dotados para la vida salvaje. El Megatherium es un perezoso que puede alcanzar los seis metros de altura, lo que le permite alcanzar ramitas y comida a los que otros animales no pueden acceder. La Panthera Leo Atrox por su parte, es probablemente el felino con el cerebro más grande, algo que le permite desarrollar complejas tácticas de caza en manada. Pero también tienen otra cosa en común: los dos se han extinguido. Y es que a veces ser el más alto, el más guapo o el más fuerte no es suficiente para garantizar la supervivencia. Hace falta algo más.

Ya lo dijo Charles Darwin: no es la especie más fuerte la que sobrevive, ni la más inteligente, sino la que responde mejor al cambio”. Pero la verdad es que nosotros, como el Megatherium y la Panthera no somos animales especialmente amantes de los cambios. Y la mala noticia es que vivimos  en una época en la que el cambio parece ser la única constante. Continuar leyendo