vehiculo_autonomo

El gran reto social del coche autónomo

Compártelo:

El desarrollo del coche autónomo levanta grandes expectaciones para la sociedad por sus previsibles beneficios asociados. La reducción de la siniestralidad, una menor contaminación en las ciudades y una mayor comodidad y eficiencia en el transporte son algunos de los parabienes que se entrevén.

Pero a la vez, el coche autónomo implica una serie de cambios drásticos en nuestro modo de entender las ciudades, el futuro del empleo, la autonomía en el transporte y nuestra propia cultura occidental. Hace algunas semanas, la administración Obama aprobó un plan de apoyo sin precedentes al coche autónomo. Un plan que es una declaración de intenciones en sí mismo y que intenta espolear a la importante industria automovilística de EEUU (lastrada en las últimas décadas por la crisis y una mayor competitividad internacional) para que abrace de pleno el paradigma de la digitalización. Continuar leyendo

revolucion_industrial

En toda revolución la opción es adaptarse o desaparecer

Compártelo:

A lo largo de la historia, las grandes evoluciones de la humanidad se han debido a cambios trascendentes en la matriz comunicación-energía-transporte. Un invento como la máquina de vapor, que  supuso una revolución en la manera de crear energía, implicó a su vez el desarrollo de transportes como el ferrocarril y la aceleración de las comunicaciones entre ciudades alejadas.

Como explica Jeremy Rifkin en su libro “La sociedad de coste marginal cero”, los cambios en esta matriz comunicación-energía-transporte siempre producen un replanteamiento de los modelos de negocio en otros sectores. El flujo de ciudadanos o el cambio de sus hábitos repercute automáticamente en sectores como la construcción, la salud, en la gestión de las Administraciones Públicas e incluso en las fórmulas de gobernanza de los países. Continuar leyendo