innovacion-en-las-pymes

Aspectos clave para impulsar la innovación en las pymes

18 octubre, 2018 Amaya López Moreno

Compártelo:

La Comisión Europea, a través del European Innovation Scoreboard, califica a Euskadi como Región de Alta Innovación, siendo la única región del Estado, y prácticamente del sur de Europa con esta calificación. Sin embargo, resulta preocupante que el indicador que sitúa a Euskadi en esa posición privilegiada inició una tendencia negativa en 2014 implicando una caída de más de cinco puntos.

Un estudio más pormenorizado del informe refleja que la innovación en las pymes es una de las debilidades más importantes: adquiere mayor relevancia si tenemos en cuenta que más de un 90 % de las empresas vascas son pymes.

¿Qué pueden hacer las pymes para entrar en la senda de la innovación?

La innovación no se logra a través de la realización de actividades aisladas y esporádicas, sino que se consigue mediante una serie de actividades que se realizan de manera continuada y sistemática, integrándolas en todos los procesos de la organización. La cultura de innovación debe ser perceptible en toda la organización, transmitiéndose desde la Dirección a todas las personas. La innovación debe estar presente en la estrategia de la empresa estableciéndose políticas, planes y objetivos que se desplieguen en todos los procesos.

Las actividades que permiten a una pyme convertirse en una empresa innovadora son básicamente tres:

  1. Vigilancia tecnológica e Inteligencia competitiva

Estar atentos a los cambios que van a suceder en el entorno y en los mercados y poder prepararse con tiempo para afrontarlos es vital para la supervivencia de las empresas. Permite definir la estrategia y determinar hacia dónde enfocar la innovación antes de que los cambios nos sorprendan cuando ya no tenemos margen de actuación.

A la hora de implantar un sistema de vigilancia en la empresa no debemos poner el foco en adquirir complejas herramientas informáticas especializadas, sino más bien en crear redes internas a través de las cuales la información relevante circule, se comparta, se analice y se utilice en la toma de decisiones.

Es importante identificar cuáles son las fuentes de información que interesa vigilar y, por supuesto, disponer de herramientas y procedimientos para extraer la información de dichas fuentes. Existe multitud de herramientas para ello, muchas de las cuales son gratuitas y otras más complejas que requieren una inversión. El grado de complejidad dependerá de las necesidades de cada empresa, pero en muchos casos puede ser suficiente con herramientas muy sencillas que están disponibles de manera gratuita.

  1. Gestión de ideas

El camino para la innovación pasa por elaborar una estrategia en la que se defina en qué y cómo queremos innovar. Sobre la base de esta estrategia identificar ideas u oportunidades con potencial para transformarse en innovaciones a desarrollar o incorporar.

Ser capaces, como organización, de generar buenas ideas no es un proceso fácil. Para lograrlo cabe señalar dos aspectos clave:

  • Adoptar un modelo de innovación abierta

Las ideas pueden venir de muchos sitios. Por ejemplo, de lo que hacen otros (otras empresas del sector a quien podamos tomar como referencia, los competidores, etc) o del conocimiento de tecnólogos expertos o, como solución a problemas manifestados por los clientes o de las necesidades del mercado.

La organización tiene que estar con las “orejas” abiertas a todos esos inputs que vienen del exterior. En ese sentido, la vigilancia tecnológica es también una herramienta muy útil para la generación de ideas.

  • Estimular la creatividad de las personas de la organización

Las personas, fruto del conocimiento y experiencia que desarrollan en su puesto de trabajo, y de su contacto habitual con clientes, proveedores y otros colegas de profesión, son la fuente más valiosa de ideas de la que dispone una empresa.

Tan importante como la generación de ideas es su evaluación posterior en términos de su potencial de mercado, su viabilidad técnica y económica. La intuición no es suficiente a la hora de decidir invertir en el desarrollo de una idea, sino que debe ir acompañada de un buen contraste con el mercado para tener una idea lo más precisa posible de su potencial de negocio.

  1. Desarrollo de proyectos de innovación

Aquellas ideas que tras su evaluación son priorizadas se desarrollan a través de proyectos de innovación a los que se destinan una serie de recursos. Es importante implantar un sistema de gestión de proyectos que permita realizar un seguimiento adecuado del desarrollo del proyecto.

Se deben establecer evaluaciones periódicas que contrasten, a medida que avanza el proyecto y se vayan despejando incógnitas e incertidumbres técnicas y de mercado, si la idea es realmente una oportunidad, con hitos de decisión que paren el proyecto y destinen los recursos a otro en el caso de que no sea exitoso.

Para que este proceso funcione es importante que exista la figura del Responsable de Innovación cuya misión es el desarrollo de la estrategia de innovación y la coordinación de las diferentes actividades en la empresa. Como cualquier otro sistema de gestión la implantación de un sistema de innovación requiere la dedicación de recursos.

Sobre Amaya López Moreno

Licenciada en Ciencias Físicas por la Universidad Complutense de Madrid. Cuenta con 20 años de experiencia profesional en Gestión de la Calidad e Innovación, trabajando en centros de investigación como el Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial, University of Illinois y TECNALIA. A nivel internacional ha liderado en Sudamérica proyectos de diseño, desarrollo e implantación de modelos de innovación en las empresas.

Actualmente, es la Responsable de Innovación del área Lab Services de TECNALIA. Así mismo, forma parte de la iniciativa ORAINN cuyo objetivo es impulsar la innovación en las PYMES vascas: incorporar a tiempo parcial un Responsable de Innovación en la estructura de la PYME durante un periodo estimado de un año que, integrado en la propia empresa, se responsabilice de implantar y sistematizar un modelo de innovación ajustado a las necesidades y características de la empresa.

 

Dejar un comentario

* Campos obligatorios